Ensalada de garbanzos con pepinillos y alcaparras

Os presentamos una deliciosa receta de ensalada de garbanzos con alcaparras y pepinillos. Un plato fresco, energético y nutritivo perfecto para tomar legumbres en épocas de calor. Es sencillo de preparar, rápido y económico. Si te gusta probar nuevos sabores y te gustan las ensaladas con un toque diferente, te encantará.

Además, esta receta no lleva huevo, gluten ni lactosa, así que es apto para celíacos e intolerantes a lactosa. Eso sí, siempre debes de leer con detenimiento los ingredientes de todos los productos, ya que en alimentos procesados, en ocasiones, puede contener trazas de otros alimentos.

Ingredientes para cuatro personas

Nota: hablamos de garbanzos secos, para cocerlos nosotros. Si utilizamos garbanzos cocidos de bote, con dos unidades serán suficientes. Unos 400gr en seco.

  • 300 gramos de garbanzos
  • 1/2 cebolla
  • 1 tomate
  • 1 cebolla fresca, o cebolla morada (al gusto)
  • Tomates Cherry  (unos 5 por persona)
  • Alcaparras encurtidas
  • Pepinillos encurtidos
  • Aceite de oliva
  • Vinagre de Jerez
  • Sal
  • Perejil Fresco
  • Caballa en aceite de oliva o al natural

Preparación de ensalada de garbanzos con pepinillos y alcaparras

Hay que dejar los garbanzos en remojo la noche anterior. Cocerlos en agua con una pizca de sal, media cebolla y un tomate. Recomendamos cocer los garbanzos a primera hora y los dejamos enfriar. El tiempo de cocción es de hora y media aproximadamente.  Apartamos la cebolla y el tomate y escurrimos.

Consejo: Si utilizamos una cebollita morada o cebolla fresca, recomendamos partirla en trozos finitos,  y ponerla en un pequeño bol con agua fría durante unos minutos si deseamos suavizar su sabor. Si por el contrario queremos preservarlo y además conservarla durante un par de días para diferentes usos, ponerla ya cortada en un bol con aceite de oliva y dejar el en frigorífico para utilizarla más adelante. 

Ponemos en una ensaladera los garbanzos cocidos, fríos y escurridos. Añadimos la cebolla partida, los tomates cherry lavados y cortados por la mitad. Añadimos la caballa, si es en aceite de oliva, podemos usar parte de este aceite para su aliño, si es al natural, escurrir bien antes de añadirlo.

Cortamos unos 4 pepinillos en láminas y los añadimos, además de algunas alcaparras. Tienes que tener en cuenta que son sabores intensos, si deseas que den un toque sutil, añade poca cantidad de encurtidos, si por el contrario quieres un sabor más potente, añade un poco más.

Cortamos unas hojas de perejil fresco, las picamos en trocitos muy pequeños, y aliñamos con un poco de aceite, vinagre y una pizca de sal. Probar y rectificar al gusto. Reservar en el frigorífico o servir.

Esperamos te guste esta receta, ideal para los amantes de las legumbres. Dale un toque diferente a tus platos.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.